El derribo del TC-62

Corría 1975, época un poco tormentosa para la República Argentina, cuando en un nuevo episodio entre la guerra que enfrentaba al Gobierno con los grupos guerrilleros, un C-130 Hercules de la Fuerza Aérea Argentina con matrícula TC-62 fue víctima de una atentado llevado a cabo por Montoneros. Ocurrió en el aeropuerto Teniente General Benjamín Matienzo de la ciudad de Tucumán y en su interior viajaban 114 gendarmes y la tripulación.

Foto tomada minutos antes del atentado.

Fue exactamente el 28 de agosto a las 13:05 hs cuando el Hercules que pertenecía al Grupo 1 de Transporte de la I Brigada Aérea con asiento en Palomar en plena carrera de despegue y ascenso inicial fue alcanzado por el estallido de una bomba que había sido colocada en un desagüe que tenía la pista de aterrizaje (años más tarde Videla sería blanco de un atentado muy parecido en pleno Aeroparque, del cual salió ileso) provocando que el TC-62 se incendiase y precipitase a tierra. Gracias a la tripulación y sus maniobras casi heroicas lograron que el avión no saliese del perímetro del aeropuerto evitando así involucrar a un barrio lindero al mismo, lo cual hubiese ocasionado sin dudas una tragedia de características aún mayores.

Dibujo hecho que rememora el momento de la explosión. Foto: Blog Aeronáutico Argentino.

Foto: La Gaceta.

A pesar de lo espectacular de las imágenes solo hubo que lamentar la muerte de 6 personas y un total de 23 heridos. Uno de los fallecidos fue un gendarme de apellido Cuello quien habiendo salido ileso del accidente participo en el rescate de sus compañeros entrando varias veces a los restos del Hercules hasta que finalmente falleció a causa de asfixia. Lo que se puede llamar un verdadero héroe.

Foto del gendarme Raúl Cuello.

El hercules siniestrado tenía en su historial algunos hechos históricos un tanto importantes:

  • Formó parte de los vuelos de reconocimiento para la instalación de la Base Marambio en la Antartida. Posteriormente, una vez establecida la misma, apoyó la construcción de su pista de aterrizaje mediante la provisión de materiales y elementos.
  • En junio de 1970 formó parte de la primera evacuación sanitaria por vía aérea que se realizó en la Antartida al movilizar a 2 helicópteros a la Base Marambio para que desde allí volaran hasta la Base Matienzo para que pudieran recoger al jefe de la misma. Una vez terminada la misión, llevó a los helicópteros de vuelta al continente.
  • El 17 de mayo de 1971, en un vuelo de 6 horas y 54 minutos y con un recorrido de 3265 kms, voló sin escalas desde la I Brigada Aérea hasta la Base Marambio.

Lo que se dice un verdadero caballito de batalla.

Otra historia interesante de un Hercules es la del TC-63, pero ese fue durante la Guerra de Malvinas. Tal vez algún día le dediqué un post…

Fotos: I Brigada Aérea “El Palomar” excepto las indicadas.

Anuncios

6 Respuestas a “El derribo del TC-62

  1. Muy bueno! me gusta que gente joven como vos, nos recuerde que hubo “otra parte de la historia”… esa guerra que luchaba el Gobierno contra los grupos guerrilleros. Tucumán no se olvida.
    y que buen material recopilaste para el post. Te felicito Fer.

  2. Rememoraste una historia muy interesante. Dada mi juventud, ignoraba este episodio. Igual me quedé muy intrigado por el atentado a Videla en Aeroparque. Tampoco lo sabía y, me gustaría que te explayaras al respecto en otro post.
    Como siempre muy instructivo. Felicitaciones

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s