Airbnb: una nueva forma de buscar alojamiento

Una de los grandes interrogantes que a la mayoría de los viajeros nos surge ni bien compramos un pasaje para viajar es “¿y dónde nos vamos a quedar?” De un tiempo a esta parte internet nos ha solucionado muchísimo la vida en este aspecto (¿qué sería de la vida del viajero sin Booking?) así que hoy voy a hablar de una página que es muy útil para buscar alojamiento.

Airbnb es una compañía estadounidense fundada en 2008 en el estado de California. Sus fundadores fueron 2 amigos que para poder hacer frente al alquiler de su departamento en San Francisco colocaron en el living del mismo 3 colchones infalibles y lo ofrecían a través de internet bajo el popular lema “Bed and breakfast” (B’N’B) lo que se podría traducir al castellano como “cama y desayuno” y como la oferta sería a través de la web le antepusieron el término “air”. Al poco tiempo se les unió un tercer socio y lanzaron la página mundialmente conocida hoy en día que además de lugares del tipo B’N’B ahora también ofrecía habitaciones privadas, departamentos compartidos o privados y hasta casa siempre dentro de Estados Unidos. Recién en 2011, con aperturas de oficinas en Alemanía e Inglaterra entraron de lleno el mercado internacional, al tiempo que lanzaron aplicación para los smartphones.

Para poder reservar u ofrecer alojamiento uno tiene que registrarse, obviamente con sus datos. Un paso muy importante y que sugiero seguir es la de verificar la identidad mediante la comprobación del teléfono celular, mail y una red social. Esto para mi es esencial ya que mientras más demuestres de vos, más fácil va a ser al momento de que tengan que aprobarte. Luego de registrarte ya estás listo para buscar lugar donde se te ocurra, solo tenes que poner:

  • Lugar elegido.
  • La fecha de entrada y de salida.
  • El tipo de alojamiento deseada.

Airbnb

Esos serían los ítems esenciales, después podes poner un rango de precios según tus posibilidades. Una vez que te da los resultados de la búsqueda, vos podes achicar aún los mismos utilizando los filtros que te ofrecen (Nro. de habitaciones del lugar, tipo de servicios ofrecidos, idioma del anfitrión, etc) La verdad que es muy completo. Hay algunos perfiles que tienen verificadas las fotos que muestran, yo aconsejo ir a lo seguro y no por pagar unos pesos menos encontrarnos con alguna sorpresa, tal vez no grata.

A modo de ejemplo hice una búsqueda ficticia para New York.

A modo de ejemplo hice una búsqueda ficticia para New York.

Una vez que elegís el lugar de tu agrado lo que tenes que es enviar un mensaje al anfitrión: se aconseja presentarte, con quien viajas y cual es el motivo. Esto se hace para que quien te vaya a hospedar, sepa a quien mete en su casa. Esto forma parte de una solicitud de reserva, la cual recién se hace efectiva cuando el anfitrión, luego de leer tu mensaje y, seguramente, chequear tu perfil, acepta tu solicitud. A partir de ese momento a vos se te hace el cargo en la tarjeta, en dólares o sea que entra el 35% pero el pago al anfitrión recién se le hace al otro día que vos te vas, de esta forma ellos no lo pueden volver a alquilar en la misma fecha, si llegara a pasar no cobrarían por tu alojamiento. Es un método muy bueno que deja al huésped tranquilo de que no se va a encontrar con el lugar ocupado cuando llegue. Obviamente que Airbnb cobra su comisión, que ya está incluida en el precio final, y ronda entre el 9 y el 12% dependiendo del valor del hospedaje que elijas. Pero así y todo sigue saliendo más barato que un hotel. Luego de la estadía tenes que hacer una evaluación del anfitrión, así como él hará una sobre vos, y eso queda en tu perfil para que la gente pueda chequear tu comportamiento como huésped, así como vos podes comprobar el de un potencial anfitrión.

Ahora paso a contarles mis experiencias:

New york:

Para alojarme acá fue una verdadera odisea: mandé miles de solicitudes, la gran mayoría rechazadas (desconozco si por ser argentinos o qué) hasta que una chica que tenía un departamento privado en la East 108 St. con Av. Lexington me aceptó. El lugar era gigante para 2 personas (90 mts cuadrados), ocupaba todo un piso y los restantes 3 pisos estaban ocupados por su familia así que si bien eso no es garantía total de seguridad es preferible a que entre y salga cualquiera. Mi departamento estaba ubicado en el 2do piso, sólo se subía por escaleras y la fachada y la construcción eran bien típicos yanquis. ¡Me encantó!

Como iba a estar 10 días busqué un lugar para poder lavar ropa sin tener que recurrir a lavaderos, con su consecuente desembolso extra de dinero, y con cocina para poder cocinar (la cual solo usé para calentar agua para el café matutino ya que terminé comiendo afuera todos los días). El wifi estaba incluido, no así el cable pero esto no fue problema porque estaba poco y nada en el departamento. Además no era nada que el wifi no pudiese suplir. El costo total, incluyendo la comisión y gastos de limpieza, fue de €957 (esa es la moneda en la que cotizan) convertidos a dólar quedaba en U$D1.284 y el dólar en aquella época estaba a $5.64, daba como final $7.241 más el 20% de aquella época $8.690. Más barato que un hotel 4 estrellas; por ejemplo coticé uno por la zona de Columbus Circle y quedaba en casi $11.500 por la misma cantidad de días, un diferencia importante.

La anfitriona tuvo la mejor onda desde el principio y siempre nos mantuvimos en contacto vía mail. Días antes de viajar, para asegurar que todo estaría bien le escribí y me contestó enseguida dando instrucciones de como llegar desde el subte y quien me recibiría a mi llegada. Un gusto hospedarse con gente así; lamentablemente durante mi estadía ella estaba fuera de la ciudad así que no llegué a conocerla personalmente.

Sarasota:

En esta ciudad costera del estado de Florida iba a estar solo 3 días y 2 noches y a pesar de que podía buscar un hotel decidí que quería una casa, cómoda, cerca de la playa y con estacionamiento para el auto que tenía alquilado. Es de imaginar que la oferta respecto a New York es mucho más baja pero igual había cosas interesantes.

La intención original era alquilar una casa entera pero terminé optando por un cuarto grande anexado a una casa con su baño privado y una pequeña cocina, con entrada propia de modo que no te cruzabas en ningún momento con el anfitrión, era ideal. Terminó costando €118 (U$D158 o $893 más el 20% quedó en $1.071) Hasta ahí todo bien, el problema fue cuando faltando 2 días se me ocurre comunicarme con la anfitriona y resulta que había decidido hacer una pequeñas reformas a la casa pero en ningún momento se le ocurrió avisarme, una irresponsabilidad muy grande. De inmediato me hice la queja a Airbnb por la vía correspondiente y a las 2 horas ya tenía una respuesta diciendo que iban a revisar el caso y comunicarse conmigo. Luego de un intercambio de mails a lo largo del día, al otro ya tenía una respuesta: harían la devolución del cargo a la cuenta de mi tarjeta y además, por las molestias causadas, me dieron una cupón de U$D150 con un año de validez. Un muy buen gesto de parte de la empresa.

Sin dudas, tuve una muy buena experiencia con Airbnb, en especial con su accionar ante el contratiempo que tuve con la gente de Sarasota. Personalmente ahora cada vez que preparo un viaje lo tengo en cuenta, incluso antes de chequear hoteles. Compartir cuartos u hospedarte en lugares de gente del lugar te ayuda a estar más empacado en la cultura: el departamento de Nueva York era típico neoyorquino y es algo que en un hotel no la vivís y que suma mucho como experiencia general del viaje, podría decirse como un “extra”.

Aún tengo ese cupón para usar, así que ya ando en la búsqueda de donde alojarme, porque ¡no hay nada más lindo que viajar!

 

 

Anuncios

14 Respuestas a “Airbnb: una nueva forma de buscar alojamiento

  1. Yo todavía nunca lo use, pero conozco gente que si y no tuvo problemas. Vos tenes un perfil y con ese perfil podes hospedar a alguien o ir a un lugar donde te hospedan. Después cada uno se califica y de eso depende todo. Es cuestión de probar y tener suerte, pero sea pagando (como en Airbnb) o no (como en Couchsurfing), estar en una casa con alguien del lugar es una experiencia muy diferente a un hotel y esta bueno para variar.

  2. Llegué un poco tarde a este post, estuve ocupado 🙂
    Ya usé Airbnb para alquilar departamentos en Quebec, Toronto, Seul, Kuala Lumpur, Miami, y Buenos Aires, y tengo ya reservado otra vez en Miami y en México DF. Siempre 10 puntos.
    Encontré que en algunas ciudades resulta mucho más barato (Kuala Lumpur, Mexico, Buenos Aires), pero para otras es comparable al costo de un hotel (Moscú, Shanghai).
    También tengo publicada una habitación de mi depto. en Londres, pero hasta ahora solo 2 personas vinieron por Airbnb, mayormente viene por el boca en boca y la publicidad web.

    • Tarde pero seguro Ale!
      Bueno, todo un usuario experimentado resultaste ser jeje. A mi me pareció muy buena la página y la atención al cliente es excelente, siempre desde la óptica del huesped no se como será la del anfitrión.
      Sabía de tu depto por la web, así que cuando esté por Londres posiblemente seas una de las primeras opciones a tener en cuenta.

  3. Hola! primera vez que paso por tu blog 🙂
    Yo me aloje dos veces con airbnb en New York. Perfecta ambas. La primera fuimos al Greenwich Village, un depto hermoso en la 11th (que no esta más porque el dueño se mudo), el tipo vivia ahí y se iba cuando uno se hospedaba, es rarisimo eso. Tenia ropa en el placard, cosas en la heladera jejej. La pasamos muy bien.
    La segunda eramos 4 y en plan más económico asi que nos fuimos para el Harlem. Este si era un depto vacio. Muy bueno tambien, leimos las recomendaciones. Algunos le tenian un poco de miedo al harlem, peeero nosotros la verdad que no vimos nada extraño más que muchos de fiesta cuando volviamos a la noche jejej.

    Tuve que usar el servicio de atencion al cliente por el pago y todo bien asi que cuando volvamos lo usaremos de nuevo.
    Saludos!

    • Bueno, bienvenida! Espero que te haya gustado el blog.
      Airbnb tiene un muy buen servicio tanto para alquilar como si tenes algún tipo de inconveniente, son muy piolas. Yo ahora me voy a Villa La Angostura y estoy pensando en volver a alquilar por ahí, más que nada para aprovechar el cupón antes de que se venza.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s