Homenaje a un héroe de Malvinas.

Hace muchos años tuve la posibilidad de leer unos capítulos de un libro que me atrapó mucho. Un libro que parecía más producto de un guión de Hollywood que de la vida real, pero lo que más me llamó la atención y me atrapó es que era sobre pilotos que habían peleado en Malvinas defendiendo nuestro país. Lo busqué incansablemente pero siempre con resultados malos, hasta que en la Feria del Libro del 2010 tuve la posibilidad de conseguirlo (le habían cambiado el nombre). Su autor era el Comodoro (R) Pablo Carballo, piloto de A-4B durante la Guerra de Malvinas y un verdadero héroe.

En el post de Argentina Vuela conté que mientras recorría Morón tuve la posibilidad de verlo en persona mientras firmaba autógrafos. Tuve toda la intención de poder conocerlo y estrecharle la mano pero la cola de gente que había para hacerlo era larga y sinceramente no quería perderme la pasada de los Mirage, que ya estaba por llegar.

IMG_1892-1

IMG_1893-1Para quienes no saben quien es, les hago una pequeña biografía:

Pablo Carballo nació en la ciudad de Buenos Aires el 11 de diciembre de 1947 pero desde muy chico vivió en Bariloche hasta que a los 19 años entró en la Escuela de Aviación Militar en la ciudad de Córdoba de donde egresó en 1971 con el grado de Alférez. Un año más tarde hizo el curso de aviador militar y finalmente en 1973 se especializó como piloto de caza. En 1974 fue ascendido a a Teniente y se quedó en Córdoba como instructor. 6 años más tarde, ya siendo 1er Teniente fue trasladado a la V Brigada Aérea con asiento en la ciudad de Villa Reynolds, San Luis, donde empezó a volar A-4B Skyhawk. Todo piloto, al momento de hacer su primer vuelo solo elige un indicativo con el cual se lo conocerá a lo largo de su carrera: Carballo eligió llamarse Cruz en honor a la Cruz de Cristo y a la Cruz del Sur. Además fue condecorado con la Cruz al Heroico Valor en Combate, la máxima condecoración entregada por nuestro país, de la cual solo se entregaron 21 unidades, un verdadero selecto club entre los 40 millones de argentinos.

La cuestión es que ese día en Morón, luego de haber pasado un muy buen día, sentía que algo me faltaba para sentirme completo. Me fui a casa con un sabor amargo de no haber podido agradecer en persona por todo lo hecho por nuestra patria y por decirle lo muy bueno que están sus dos libros: “Halcones de Malvinas” (originalmente editado como “Dios y los Halcones” en 1983, que 2 años más tarde fue reeditado con una pequeña ampliación y renombrado como “Halcones sobre Malvinas) y “los Halcones no se lloran”. Así que unos días más tarde se me ocurrió mandar un mail a Ediciones Argentinidad, quien se encargó de publicar los libros que acabó de mencionar. Gentilmente me ofrecieron una vía de contacto con el Comodoro y así fue como le hice llegar un pequeño cuestionario; preguntas que me hubiese gustado hacerle personalmente. Acá las comparto, junto a las respuestas.

1) ¿Qué sintió cuando le llegó la orden de qué debía movilizarse a Río Gallegos?
Que por fin llegaba esa orden que tantos años y, en ese caso días, había esperado.

2) ¿Qué sintió en el momento en qué terminó el briefing y camino rumbo a la avión en su primera misión?
Hoy es el Día del Trabajador y voy a morir. ¡Que raro es saber el día en que uno va a morir! (Vale recordar que la primera misión del entonce Capitán fue el 1º de mayo de 1982)

3) ¿Cuál es el momento más feliz que vivió en la guerra? ¿Y cuál el más triste?
El más feliz fue el primer día en que volé sobre Malvinas (el 23 de abril de 1982). El más triste fue el día en que no volvió Arrarás. (el Primer Teniente (P.M.) Juan Carlos Arrarás falleció el 8 de junio sobre Bahía Agradable, en la Isla Soledad luego de ser atacado por dos Sea Harrier)

4) ¿Cuál es la misión de la que haya formado parte que más recuerda? ¿Por qué?
La del ataque al (destructor) Coventry y la (frágata) Broadsword, porque era 25 de mayo y para mi era un día muy especial, el Día de la Patria.

5) ¿Qué se siente, y pasa por la cabeza de uno, al momento de atravesar una lluvia de balas, misiles y bombas en la persecución de un objetivo, defendiendo a la Patria?
Todo ocurre en cámara lenta, se piensa mucho: en la esposa, los hijos, la familia paterna y… ¡EN CUALQUIER MOMENTO REVIENTO!

6) Luego de la guerra, ¿como continuó su carrera hasta su retiro?
Seguí en Reynolds hasta fines de 1985. Entre 1986 y 1987 estuve en la escuela de guerra. En 1988 fui ayudante del Comandante de Operaciones Aéres. Desde 1989 hasta 1991 estuve destinado en Tandil volando Mirage V Finger y Mirage III como jefe de escuadrón de este último. Luego desde 1993 a 1997 fui jefe del Centro de Ensayo de Armamentos en Rio IV volando el Mirage Blanco (III C). Luego fui jefe del Departamento de Formación del Comando de Persona hasta febrero de 1998. Después fui a un curso de lenguas por tres meses a San Antonio, Texas y luego estuve entre julio de 1998 y julio de 1999 en Montgomery, Alabama. Desde Agosto a Diciembre de 1999 fui jefe del Grupo Aéreo de Morón. En 2000 fui jefe de Morón y el 2 de Abril me retiré, ingresando como profesor de los cadetes hasta hoy.

7) ¿Actualmente sigue ligado a la Fuerza Aérea?
Soy profesor de I a IV año de los cadetes de la Escuela de Aviación Militar. Profesor de los instructores de todo el país en la matería Deontología Militar y profesor de la misma materia en un curso de pedagogía.

8) ¿Hay alguna conclusión que quiera hacer?
Las Malvinas son Argentinas y es un orgullo haber nacido en este maravilloso país.

En la época en que ya volaba Mirage.

Mucho había leído sobre su humildad pero luego, viendolo en Morón saludar con el mismo entusiasmo a cada uno de los que se le acercaban, y luego tomandose la molestia de responder este pequeño cuestionario la verdad que confirma mis impresiones sobre Carballo. Hay un gesto que lo pinta de cuerpo entero y que es muy difícil de ver hoy es día: todos los beneficios que ha recibido de sus libros a los largo de estos 31 años desde que se publicaron son destinados a viudas y familiares de los caídos en el cumplimiento del deber.

Carballo (a la izquierda) en la entrada de la oficina del Grupo V de Caza en Villa Reynolds.

Con el famoso Mirage Blanco del Centro de Ensayos de Armamento.

Volando un F-16 de la Fuerza Aérea norteamericana.

Casco utilizado por Carballo durante la Guerra de Malvinas.

Muchas gracias a Ediciones Argentinidad ya que sin ellos, la parte más importante de este post no hubiese podido ser escrita.

Por último quiero decir que reconozco que mis palabras pueden no ser muy objetivas debido a la admiración que tengo por el Comodoro pero disculpenme si me inspira más respeto, y puedo llamar héroe, a una persona que durante casi 2 meses arriesgó su vida sabiendo que capaz nunca volvería a ver a su mujer o su familia, que un jugador de fútbol que nos sacó campeón en el ’86 pero que como persona deja mucho que desear. Ojo, capaz sea yo el que está equivocado pero dudo que me puedan hacer cambiar de opinión.

¡Gracias por todo, de corazón!

Anuncios

14 Respuestas a “Homenaje a un héroe de Malvinas.

  1. Gracias por la nota, Fermín y comparto plenamente tu último párrafo. Mi reconocimiento y respeto hacia el Comodoro Carballo.

  2. He leído su libro. Un emocionado recuerdo a todos los que participaron en Malvinas, especialmente al teniente Pedro Bean, a quien tuve la oportunidad de conocer antes del fatal desenlace. Recuerdo que hablábamos -meses antes de Malvinas- sobre el desafío que representaban para el piloto de combate los misiles modernos. El, lamentablemente no pudo eludirlos.

    • Si, sus libros están muy buenos. Es fácil y comercial hacer uno que cuente las historias de las misiones, lo complicado es hacer uno recordando la memoria de los caídos. Eso me gusta de Carballo, que no se olvida de sus camaradas caídos.
      Que bueno que hayas podido conocer al Teniente Bean, un verdadero privilegio.

  3. Es una gran alegria acceder a tu blog y encontrar un posteo acerca de un de los grandes no solo de la Argentina pero de toda la aviación de combate mundial, Comodoro Pablo Carballo..
    Soy brasileño y tengo el honor de pertenecer al Nido de Halcones que hace un merecido homenaje al Com. Carballo.
    Un gran saludo desde Brasil y gracias por compartir la entrevista y tus impressiones! Abrazo!

    • Bueno Jose, muchas gracias por tus palabras y me alegro que hayas descubierto el blog y por sobre todo, que te haya gustado. Espero tenerte seguido entre mis visitantes.
      Es un orgullo tener un piloto como Carballo como compatriota, ojalá reviésemos mejor nuestros “héroes” y llamemos así a quienes realmente lo merecen.
      Abrazo desde Argentina!

  4. Un valiente …la verdad que volar al combate y no saber si volves o no ? Hay q tener un gran amor a la patria .!!! Los lei a los libros y son muy buenos para q sepamos y hacer q las generaciones futuras valoren lo grandioso q hicieron estos jovenes de nuestra patria…

  5. ¡Qué bueno que aún caminen entre nosotros y lleven la antorcha de lo que significan Bonhomía y Patriota, demostrando que es el camino que los argentinos debemos emprender!

  6. Leí Dios y los Halcones cuando era un pibe, allá por finales de los 80, ya era medio trastornadito por los aviones! Gracias Fer por este recuerdo de un libro que ni siquiera me acordaba de haber leído. Ahora a buscarlo a ver si lo encuentro.
    Abrazo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s